Ecologistas en Acción alarmado por un proyecto de línea eléctrica que atravesaría los valles del Cidacos y del Jubera

Al recuperarse un proyecto de REE con 56 kilómetros de longitud entre La Rioja y Soria para evacuar la producción de los parque eólicos

aerogeneradores copia

Ecologistas en Acción de La Rioja ha hecho pública su preocupación por la existencia de un «macroproyecto» de línea aérea que atravesaría los valles del Cidacos y del Jubera y que asegura que «no producirá ningún beneficio  a las zonas rurales de La Rioja que atraviesa produciendo un elevado impacto ambiental».

Este colectivo recuerda que en el año 2010 la empresa pública Red Eléctrica de España (REE) redactó el Documento inicial del “Proyecto de Línea aérea 220 kV Santa Engracia (La Rioja)- Magaña (Soria)”, con una longitud 56.040 metros de los cuales 25.285 metros correspondían a La Rioja.

Posteriormente, el proyecto decayó mediante Resolución de la Dirección General de Política Energética y Minas y desistimiento presentada por el propio promotor, Red Eléctrica de España (REE). Sin embargo, según Ecologistas en Acción, en la actualidad el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico (MITERD) vuelve a recoger la construcción de la citada línea. En el Anexo del Documento aparece la ficha “Nuevo corredor Castilla y León- La Rioja” a través de la “conexión eléctrica entre las subestaciones existentes de Magaña (Soria) y Santa Engracia (La Rioja)”, con una línea eléctrica de doble circuito a 220   KW y una longitud de 57 km.

De aplicarse el trazado del proyecto inicial presentado en año 2010 «se verían afectados los municipios de Enciso, Arnedillo, Munilla, Robres del Castillo, Ocón y Santa Engracia de Jubera«, dicen los ecologistas.

Además este trazado –contra el los ecologistas ya alegaron en su día– coincidiría en un gran tramo con el previsto para la evacuación del proyecto del Parque eólico de “Los Cruzados” situado en Enciso-Soria, concretamente entre el Barranco de Las Bargas (Enciso) y las proximidades de la Villa de Ocón, desde donde se dirigía directamente hacia la Subestación de Santa Engracia.

Esto ha sido calificado por los ecologistas como «un auténtico destrozo del paisaje» por el impacto que provocarían «dos líneas de alta tensión paralelas en los términos de Enciso y Munilla más tres líneas en la cuenca del Jubera si le sumamos el actual tendido de evacuación de los parques existentes y que parte de la subestación de Robres del Castillo».

Según Ecologistas en Acción, el proyecto de REE afectaría también a espacios protegidos y regulados por la Directriz de Suelo No Urbanizable como el  “Encinar de Tosesón- La Umbría” (VS-26), el “Carrascal de Santa Lucia” (VS-36) y, probablemente  el “Enebral de La Redonda” (VS-53), además de discurrir por el borde del espacio natural perteneciente a la  Red Natura 2000, “Peñas de Iregua, Leza y Jubera”. Advierten los ecologistas que este proyecto se sumaría a los de parques eólicos y líneas de evacuación de “Los Cruzados” y “Lado Frío”.

CLASES PARTICULARES BANNER