Ejecutada la mitad del contrato de señalización horizontal, correspondiente al año 2020

Casa Consistorial Ayuntamiento fachada lateral

Esta semana concluye la ejecución de la primera anualidad del contrato de repintado de señalización horizontal de la ciudad, con el que se ha actuado sobre las zonas más prioritarias; como la mayoría de los pasos de peatones del centro de la ciudad o las plazas reservadas para personas con discapacidad. Con esta actuación se cumple con las necesidades indicadas por el plan de accesibilidad en cuanto a plazas de aparcamiento.

Con esta primera fase de ejecución, la seguridad mejora gracias a que los pasos de cebra son más adherentes y reflejan mejor la luz que incide sobre ellos, dice el Ayuntamiento que también señala que la accesibilidad mejora, para los discapacitados, para los que se han pintado las plazas de aparcamiento en todos los emplazamientos que el plan de accesibilidad indicaba; además de que, según asegura el Consistorio, se han atendido todas las solicitudes realizadas desde principios del año 2018.

En este aspecto, el Ayuntamiento comenta que ha procurado, en la medida de lo posible, que todas las plazas nuevas para discapacitados se ubicaran en lugares accesibles y que las que ya existían, estuvieran en ubicaciones más accesibles o fueran modificadas y adaptadas a las medidas que dicta la norma. En concreto se ha modificado ligeramente la ubicación de 8 plazas, se han adaptado al tamaño que la normativa indica otras 20 plazas, se han dejado igual 5 plazas y se han creado 27 plazas de aparcamiento nuevas. Por tanto, en total Calahorra cuenta ahora con un total de 60.

En la nota de prensa en la que da cuenta de los trabajos realizados, el Ayuntamiento destaca el borrado de algunos pasos de cebra en los que las sucesivas capas de pintura habían creado irregularidades en el nivel del pavimento que dificultaban el paso de las personas con movilidad reducida, por lo que se han fresado para retirar las viejas capas de pintura y repintado posteriormente.

La ejecución de este contrato también ha servido para crear un primer registro de toda la señalización horizontal de la ciudad, y un listado actualizado de las plazas para personas con discapacidad. Este registro “nos permite tener un mayor conocimiento del estado de la vía pública. Toda esta información será de gran ayuda para el desarrollo del Plan de Movilidad Urbana y Sostenible (PMUS) que el Ayuntamiento de Calahorra está realizando y se encuentra actualmente en fase de redacción”, dice el Gabinete de Comunicación Municipal.

Los trabajos han sido realizados por la empresa Tevaseñal, adjudicataria del contrato, por un importe de 102.530,26 euros que incluye tanto la actuación de este año (que se presenta ahora) como la del año que viene (segunda fase).

Para el Ayuntamiento, “la elaboración y ejecución de este contrato supone un antes y un después en cuanto al procedimiento respecto a la señalización horizontal, lo que facilitara futuras actuaciones de mejora en este ámbito”.