El Gobierno de La Rioja adquiere el pantano del Recuenco «para mejorar este Área Natural Singular»

Se trata de una zona de valor ecológico que compra con 249.000 euros procedentes del plan de recuperación de la Unión Europea

autoridades y agentes forestales ante el embalse del Recuenco
autoridades y agentes forestales ante el embalse del Recuenco

El Gobierno de La Rioja ha adquirido recientemente el pantano del Recuenco que ha incluido en la denominada Área Natural Singular “Zonas Húmedas y Yasas de La Degollada y el Recuenco”, uno de los espacios naturales protegidos de La Rioja.

Este espacio, ubicado en el término municipal de Calahorra, a unos 4 km al sureste del centro urbano, comprende una superficie de casi 233 hectáreas cuya singularidad radica en que se trata de una planicie esteparia surcada por barrancos y yasas, con un embalse donde se ha formado un variado ecosistema acuático.

Con una inversión de 249.000 euros provenientes de los fondos europeos del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia, el Ejecutivo ha adquirido un total de 27,4 hectáreas que incluyen las 11 hectáreas que ocupa el embalse de El Recuenco, de las cuales 9 hectáreas son de lámina de agua, así como 16 hectáreas aledañas de llanura esteparia.

El consejero de Sostenibilidad, Transición Ecológica y Portavocía, Álex Dorado Nájera, y el director general de Biodiversidad, José Luis Rubio, han visitado hoy junto a la alcaldesa de Calahorra, Elisa Garrido, este espacio de especial interés para favorecer la presencia de aves propias de las zonas esteparias y los humedales. «Las balsas de La Degollada y El Recuenco destacan por constituir una gran zona de interés para aves en periodos de nidificación, migración e invernada», dice el Gobierno de La Rioja.

“La conservación y mejora de este pantano a partir de su adquisición por parte de este Gobierno va a resultar de gran importancia para especies de ardeidas como la garcilla bueyera, la garceta común, la garza real, la garza imperial, o el avetorillo”, explicó el consejero. Según aseguró, “esta zona que conforman los Sotos del Ebro y estos humedales, atesora la mayor colonia de ardeidos de Europa, como las garzas y otras aves zancudas afines”.

 

49 humedales riojanos en el inventario Español de Zonas Húmedas

La Rioja cuenta con diversas zonas húmedas con diferentes grados de protección que constituyen un tesoro natural y en las que la administración medioambiental trabaja para asegurar la conservación de la biodiversidad, la optimización del valor paisajístico y uso público de estos lugares. En esta línea, está previsto también acondicionar una zona de recreo y todo el paseo circundante al embalse de El Perdiguero de Calahorra, como se anunció la semana pasada.

En la actualidad son 49 los humedales riojanos que forman parte del Inventario Español de Zonas húmedas, instrumento formulado por la Ley de Patrimonio Natural y de la Biodiversidad estatal para conocer el número, extensión y estado de conservación de estos ecosistemas.

 

675 hectáreas más de sotos y riberas en la Red Natura 2000

digitalízate banner alargado

Estas actuaciones, forman parte de un compromiso del Gobierno de Concha Andreu de aumentar los espacios protegidos y cuidar los espacios naturales y el paisaje. Así, con el ánimo de proteger las zonas húmedas de La Rioja, el Gobierno ha ampliado en el último año la superficie de este tipo de ecosistemas incluidos en la Red Natura 2000. Concretamente, en el caso específico de los espacios húmedos de tipo ribereño, se ha pasado de las 1704 hectáreas incluidas en esta figura de protección en el año 2000 a las 2.385 con las que se cuentan actualmente los espacios de “Sotos y Riberas del Ebro”, lo que tiene consecuencias en el tratamiento de las nuevas zonas, su uso, y su valoración paisajística.

Estos nuevos espacios, que se concentran en márgenes y riberas completando algunas zonas y añadiendo otras nuevas a lo largo del río Ebro a su paso por La Rioja, se unen a la valiosa Reserva Natural de los Sotos del Ebro en Alfaro.

A instancias del Ayuntamiento de Calahorra, se incorporó al espacio de la Red Natura 2000 denominado “Sotos y Riberas del Ebro”, un tramo fluvial entre Pradejón y Calahorra de 240 hectáreas. También se ha admitido incluir el meandro del Ebro que bordea El Cortijo, que solicitaron tanto la asociación ecologista Amigos de la Tierra como la Asociación de Vecinos de El Cortijo.

La ampliación de este espacio incluye también el tramo final del Najerilla, desde Torremontalbo hasta la desembocadura en el Ebro, el Soto de la Sabuquera en Logroño y distintas zonas de los municipios de Alfaro, Briñas, Briones, San Vicente de la Sonsierra, San Asensio, Torremontalbo y Cenicero, hasta sumar 675 nuevas hectáreas añadidas a las 1.710 ya protegidas, suman 2.385 hectáreas de “Sotos y Riberas del Ebro”.