Estudiantes, profesorado y familias celebran el Día de las Escuelas Católicas

Día de Escuelas Católicas La Rioja-2
300 escolares han formado un corazón, adornado con símbolos que expresan los numerosos y diversos aspectos positivos que caracterizan a los centros de Escuelas Católicas La Rioja

Estudiantes, profesorado y familias han celebrado esta mañana el Día de Escuelas Católicas La Rioja. En representación de los 26 centros educativos católicos de la comunidad autónoma que agrupa la Federación, el colegio Compañía de María (La Enseñanza), de Logroño, ha acogido un acto festivo en el que se ha puesto en valor un modelo de enseñanza «basado en la educación integral, la excelencia educativa y personal, la innovación, la formación continua y los valores cristianos». En el acto han participado Vicente Robredo, vicario general de la Diócesis de Calahorra y La Calzada-Logroño; y Marías Jesús Sauca, presidenta de Escuelas Católicas La Rioja; así como representantes de las familias.

En el patio del colegio La Enseñanza, 300 escolares han formado un corazón, adornado con símbolos que expresan los numerosos y diversos aspectos positivos que caracterizan a los centros de Escuelas Católicas La Rioja, y en su centro, un gran árbol, símbolo de la Federación. A continuación, María Jesús Sauca ha leído un manifiesto donde ha recordado el importante papel de los colegios de Escuelas Católicas en la educación de los alumnos riojanos y la riqueza cultural y humana que aporta la variedad de enfoques educativos.

“En nuestros centros, apostamos por una educación integral que cuida todas las dimensiones de la persona y ayuda a los estudiantes a convertirse en ciudadanos que transformarán el mundo –ha señalado la presidenta–. Apostamos por la excelencia educativa y personal de todos ellos porque cada uno es único en sus capacidades y aspiraciones, y entendemos la diversidad como un elemento enriquecedor”.

A las familias, María Jesús Sauca les ha recordado que escoger un centro de Escuelas Católicas es elegir una “comunicación fluida” entre el colegio y la familia, es elegir “innovación y formación continua en los claustros”, es elegir “docentes comprometidos en el acompañamiento”: “Porque educar no es solo llenar sus cabezas de conocimientos sino, además, cuidar su bienestar emocional y guiarlos”.

Para terminar, la presidenta ha recordado la propuesta central de Escuelas Católicas: “Responder con solvencia a los retos presentes y anticiparse a los futuros desde una visión cristiana de la vida y la educación”. Además, ha dado las gracias a todas las familias que han elegido unos de los 26 centros para formar a sus hijos y, en este día especial, ha renovado el compromiso de la Federación con ellas: “Seguiremos respaldando con nuestro esfuerzo la confianza que depositáis cada día en nosotros”.

Por su parte, Vicente Robredo ha destacado que “la educación es ir sacando poco a poco ese corazón hermoso que late en cada uno de nosotros, una labor preciosa y muy gratificante”. Asimismo, el vicario general de la Diócesis se ha dirigido a los estudiantes que han participado en el acto: “Ya estáis transformando el mundo desde aquí. Veros juntos, contentos, alegres y disfrutando unidos, dejándoos acompañar y ayudando a que os acompañen, estáis haciendo un mundo más bello, familiar y libre”.

 

La voz de las familias

En representación de los padres y madres, ha intervenido Paloma Bezares, quien ha explicado los motivos que llevaron a su familia a elegir un centro concertado: “Apreciamos la gran riqueza de la educación integral y la formación en valores; la plantilla de profesores estable, competente y altamente cualificada; la atención individualizada y el seguimiento constante; las instalaciones adecuadas y bien acondicionadas… Aquí, los alumnos se sienten arropados y acompañados en las diferentes etapas de su escolarización y encuentran todo lo que su formación puede necesitar desde el punto de vista curricular, pastoral y extracurricular”.

Paloma Bezares ha animado a las familias que se encuentran en pleno proceso de escolarización a acercarse, conocer con detalle las propuestas de los colegios y elegir desde el conocimiento: “Es una gran decisión y en Escuelas Católicas lo saben”.