«Normalidad absoluta» en el Holika, que se saldó con solo 20 urgencias sanitarias

La ausencia de incidentes confirman el éxito que supone para Calahorra y para la organización este festival

holika festival sábado noche

«Normalidad absoluta». Esa ha sido la respuesta del Gobierno de La Rioja a nuestra petición sobre un balance de actuaciones en el ámbito sanitario durante los días en que se ha celebrado en Calahorra el festival Holika.

El gran ambiente en el que se ha desarrollado el festival Holika y el buen comportamiento en general de los jóvenes que han acudido a Calahorra es lo más destacable de este festival, a juzgar por las cifras de atenciones sanitarias, que se ha reducido a sólo veinte.

En cifras concretas entre el 29 de junio y el 3 de julio y después de que pasasen cerca de 17.500 personas diariamente por el festival, han sido solo 20 en total las atenciones sanitarias prestadas en el servicio de Urgencias del Hospital de Calahorra.

De esas veinte,  solo 8 estaban relacionadas con la ingesta excesiva de alcohol. El resto fueron 5 atenciones por contusiones y heridas, y 2 por golpe de calor. Además,  todas ellas fueron leves, ninguna requirió de ingreso hospitalario, intervención quirúrgica ni traslado a otros centros sanitarios de referencia, según informa FHC que facilita el siguiente desglose por días:

  •  Miércoles, 29 de junio: 0
  • Jueves, 30 junio: 6
  • Viernes, 1 de julio: 5
  • Sábado, 2 de julio: 5
  •  Domingo, 3 julio: 4

La primera asistencia de urgencias en el Hospital de Calahorra, a personas participantes en el Holika Festival, se produjo a las 00:03 horas del jueves 30 de junio; la última en la madrugada del domingo 3 de julio, a las 5:50 horas.

El servicio de Urgencias de FHC no se ha visto alterado por el festival ya que según estas mismas fuentes, la media de asistencias en Urgencias en estos cinco días ha sido de 64’8 atenciones diarias, la misma media de atenciones diarias de los últimos años, que se sitúa en 64/día.

La Dirección del Hospital de Calahorra desea resaltar  «tanto el esfuerzo organizativo y de previsión realizado por las autoridades referidas y la organización del evento, como el realizado por los profesionales del Hospital para colaborar en la cobertura de este festival, así como el ejemplar comportamiento de los jóvenes que han disfrutado del Holika Festival demostrando que es posible divertirse de forma responsable».

Buenas impresiones generales

Aunque hay críticas a algunas cuestiones concretas de la organización, la impresión general de los ‘holikers’ es muy buena. Muchos aplausos en lo que respecta al apartado musical, al entorno y al ambiente. Las principales quejas se han centrado en el sistema de entradas y salidas, donde se han producido largas esperas; también hay sugerencias para mejorar detalles como el agua en el camping, o abrir antes los wc para dar servicio a los jóvenes que llegan de víspera.

 

Cuantificar los beneficios que ha dejado en el comercio local el Holika es difícil, aunque con seguridad, bares y supermercados han sido los que más se han beneficiado, mientras que el pequeño comercio apenas ha notado la masiva afluencia de jóvenes. Sea como fuere, y al margen del apartado económico, el festival ha dejado un buen recuerdo en Calahorra, porque si la organización ha gustado a los jóvenes, para muchísimos calagurritanos ha sido una gran alegría ver las calles ‘tomadas’ por la juventud.

banner mini-precio ropadefiestas.com