Vinea alerta de nuevo sobre el estado de la estatua de Quintiliano

brazo Quintiliano deteriorado
La mano alzada de Quintiliano muestra el desprendimiento de un fragmento de piedra

Vinea Calahorra viene criticando desde hace semanas algunos aspectos sobre la limpieza en la ciudad y sobre otros asuntos en los que este partido reincide, como es el caso del estado en que se encuentra la estatua de Marco Fabio Quintiliano, sobre el que alerta por quinta vez. 

Vinea destaca los desperfectos que sufre la efigie del ilustre calagurritano romano recordando que ya los señalara el 19 de junio y 29 de noviembre de 2021 así como 11 de marzo y 19 de mayo del año en curso.

Vinea dice que sus advertencias no sólo se han hecho mediante «denuncia» ante los medios de comunicación, asegurando que «después de mandar instancias» sólo ha obtenido «la callada por respuesta». Por eso explican que se ven «en la obligación de volver a solicitar al Ayuntamiento la rápida intervención de nuestro querido Quintiliano».

Vinea reconoce, no obstante, que el Presupuesto General Municipal reserva una partida para la restauración de la estatua de Quintiliano que preside la  glorieta que lleva su nombre en el centro de la ciudad; «un dinero para la solucionar el estado deplorable de la estatua, pero del que a día de hoy no sabemos NADA».

«De momento la situación es que un brazo está a punto de partirse, más la suciedad que contiene la propia figura», subraya Vinea.

«Los musgos que se han apoderado de nuestras esculturas (y no será que no se ha avisado desde hace meses de su existencia para que se realizara un tratamiento) ya han sido capaces de colonizar toda la superficie de la piedra. Necesitan grandes porcentajes de humedad que adquieren del agua de la lluvia, por su dificultad de absorber el agua del sustrato –sigue comentando la nota de prensa de Vinea que explica que los líquenes que han colonizado la estatua «producen una acción destructiva tanto mecánica como química que termina por destruir la composición del grano de la roca haciendo que se produzcan grietas internas».

«El día menos esperado –termina diciendo– nos encontremos con que a nuestro Quintiliano se le caiga una nariz, una oreja, la cabeza… o un brazo como parece que va a producirse en breve si nuestro Consistorio no le pone remedio urgente».

deterioro estatua Quintiliano

banner mini-precio ropadefiestas.com